martes, 17 de julio de 2012

Fuyu no semi.



Ahh, que grandes y hermosos ovas. De mis favoritos sin duda, pues no pude evitar llorar con ellas por su sensibilidad y argumento. Si quieres saber sobre el argumento y descargarte los ovas da clic aquí. 

Argumento: Es uno de sus mayores puntos positivos. No hay muchos yaois que tengan un argumento tan interesante y para decirlo de alguna manera, extenso como lo tiene este. Creo que esos ovas puedes gustar a cualquiera mayor de edad joven o de mas edad aunque esto ya depende de la persona porque cualquier anime o manga para adultos puede gustar a personas de 18 como de 40, hablando correctamente porque se que personas menores de edad también bien esto. (xD) Por lo que he deducido yo, no se si lo explicare mal o me equivocare, el argumento es una metáfora en la que sus deseos de expansión y evolución del lugar ene l que viven y a la vez sus esperanzas para que en un futura la homosexualidad sea aceptada y así poder estar juntos. Bueno, resumiendo, que me encanta y me parece genial que se rompan las definiciones del yaoi, que como ya sabéis todas significa sin clímax, sin resolución, sin sentido y este historia es todo lo contrario en mi opinión.

Estilo de dibujo: Es un estilo muy característico y facilmente reconocible entre otros dibujos. Bastante masculinos y bonitos pero no acaban de agradarme del todo, tal vez porque los otros mangas me tienen acostumbraba a unos rasgos mas finos pero bueno, supongo que esto lo hace mas realista, de alguna manera.

Ending: Muy acorde con el ova es una canción que aunque no es muy juvenil cada vez me gusta mas, no se si es porque me hace emocionar porque me recuerda al ova o que la letra tiene mucha fuerza.

Escenas de sexo: Simplemente geniales, me encantan. Son muy eróticas y están a mi punto de gusto.



Y bueno, si comentase otros puntos importates haría spoiler con lo que los dejaré. Altamente recomendado, no os dejará igual.






GuriNota (?): Los malditos juegos me están haciendo dejar de lado el blog. Lo siento, intentare no viciarme tanto.

No hay comentarios:

Publicar un comentario